Banner
En acción Scouts Kurenan: pequeños con espíritu de grandeza
PDF Imprimir E-mail
Miércoles, 17 de Febrero de 2010 00:00

Scouts Kurenan: pequeños con espíritu de grandeza

Aprenden a sobrevivir en armonía con el ambiente y asumen el trabajo como un valor. Mientras se divierten, los jóvenes scouts de Chuao obtienen educación alternativa

Texto: Orlando Alfonzo
Fotos: cortesía Scouts Kurenan

enaccioned53_detalleLos más pequeños disfrutan de jugar con sus compañeros de manada mientras desarrollan sus habilidades motoras, aprenden normas de higiene y aprenden a tomar decisiones.
Los del medio, se esfuerzan porque su tropa sea la mejor, asumen las responsabilidades del liderazgo, adquieren técnicas de supervivencia y comprenden la importancia de cuidar el ambiente.
Los mayores “reman su propia canoa”, y encuentran en su clan un espacio para debatir ideas y construir su proyecto de vida.
Así transcurren los sábados para los scouts de Chuao. El nombre del grupo es Kurenan, que significa grandeza en Pemón, y se reúnen en un terreno ubicado en la calle El Colegio de esta urbanización. Un 24 de junio iniciaron sus actividades en el colegio Josefa Irausquin López de El Cafetal y este año cumplen su décimo aniversario.

Construyen utopías y destruyen mitos

Lejos de reforzar la imagen generalizada de jóvenes tontos que venden galletas vestidos de verde y pañuelo en cuello, tan generalizada por el cine importado, los muchachos de Kurenan se muestran activos en su desarrollo intelectual y ciudadano.
“Nuestro jóvenes en etapa de Clan hicieron el año pasado ‘La noche de las noches Rover’. Fue una actividad en la que participaron todos los Rovers (scouts en etapa de Clan)* de la región Caracas en la que se implementó un modelo de las Naciones Unidas. El tema discutido fue el uso de niños en acciones bélicas”, relató Luis Felipe Martínez, jefe del grupo.
Como ésta, muchas otras actividades les sirven a los jóvenes para ampliar su criterio, aprender a defender sus ideas, adquirir conciencia de servicio y construir poco a poco su proyecto de vida, sin dejar de disfrutar las experiencias propias de su edad.
“Nuestros muchachos no son extraterrestres. También rumbean, tienen novia, bailan, van al cine; la diferencia es que les enseñamos a vivir con valores y principios”, aclaró Martínez.

“Dios, patria y hogar”

En 2009 Kurenan participó en una siembra de árboles en el Ávila. Se han sumado durante tres años a la actividad “Santa en las calles”, mediante la cual recaudan y entregan ropa, alimentos y juguetes a personas en situación de calle. Cada cierto tiempo visitan ancianatos, ayudan al párroco de Chuao en el mercado de los corotos y a veces colaboran ordenando el tráfico. El día mundial de las playas fueron a Camurichico, colaboraron con la limpieza del balneario y después, se lanzaron al agua para disfrutar el resto del día.
En manada, tropa o clan, estos chicos y sus dirigentes trabajan sábado a sábado para entregar a la sociedad una nueva camada de ciudadanos integrales que disfruten la vida, merezcan de confianza, tengan cultura del ahorro, cuiden el ambiente y multipliquen su espíritu de hermandad.

Creciendo como Scout
Manada: entre 7 y 11 años de edad.
Tropa: entre 11 y 16 años de edad.
Clan: entre 17 y 21 años de edad. (A los que llegan al máximo nivel les llaman Rover Ciudadano).

Simbología

Los scouts saludan realizando una seña con su mano derecha y estrechando su mano izquierda.
La seña: muestran sólo tres dedos que simbolizan Dios, la patria y el hogar.
La mano izquierda: como símbolo de paz, porque un soldado debe soltar el escudo para ofrecer la mano del corazón. 

Si desea contactar a los scouts Kurenan, llame al (0212)393.71.18 o escriba al correo Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla .



 
Banner
Banner
Banner